EL SÍNDROME DEL YACIENTE, un sutil hijo de reemplazo. Dr. Salomón Sellán

Dr. Salomon Sellam

Nuestra primera muerte es biológica.
Nuestro corazón se detiene.
Nuestro cerebro entrega las armas.
Nuestra alma emprende el viaje.
Nuestros omóplatos se despliegan y retomamos el vuelo.

Luego viene nuestra segunda muerte,
más o menos rápidamente,
en el momento en que ya nadie piensa en nosotros.
La tumba ya no tiene flores,
las malas hierbas invaden progresivamente nuestra “suite”.

Sola y durante largos años,
grabada en el mármol,
se queda nuestra identidad de inquilino terrestre:
nuestro nombre, nuestro apellido,
nuestra fecha de nacimiento y la de nuestra partida.

A veces, antes de este olvido definitivo,
las personas afectadas por nuestro fallecimiento
demasiado prematuro o fuente de sufrimiento,
Guardan nuestra memoria ayudados por una fecha, un nombre.
Nuestra memoria, en espera, seguirá ligada a la tierra.

Luego, un niño nace.
Y quizás, sin saberlo, ¡posee una parte de esta memoria!
En ese caso, a pesar de nosotros, viviremos todavía,
por intermedio de su cuerpo, de su voz y de su pensamiento.
Para el clan, tranquilizado, el relevo está asegurado…

En El Síndrome del Yacente, el Dr. Salomon Sellam describe un proceso inconsciente de reparación transgeneracional en el momento de una defunción “no admitida” y cualificada de “injustificada/injustificable” como la muerte prematura de un niño.

Este duelo, imposible de hacer en el momento del drama, va a ser el principio de un sufrimiento moral familiar que podrá ser gestionado, metabolizado a través de la programación inconsciente de un niño de sustitución. En la práctica supone la concepción de otro hijo a más o menos largo plazo. Este nuevo hijo, inconscientemente encargado de representar y de hacer vivir al difunto, presentará totalmente una serie de síntomas –comportamientos orgánicos o psíquicos- en relación con esta imposibilidad de vivir su propia vida y reagrupados en el síndrome del Yacente cuyo discurso se presenta a menudo con esta frase-clave: “no tengo la impresión de vivir mi vida“.

El Síndrome del Yacente aglutina pues un conjunto de signos clínicos, psicológicos y comportamientos que presenta una persona directamente atada a una o varias defunciones “escandalosas”. El doctor Sellam insiste particularmente en el diagnóstico del Síndrome del Yacente y en las diferentes terapéuticas puestas a nuestra disposición con el fin de disminuir sus efectos hoy.

Doctor en medicina y divulgador científico francés de origen argelino, Salomon Sellam es especialista en Medicina Psicosomática, campo al que ha dedicado varios libros de ensayo.

“La enfermedad es una situación de la vida cotidiana en la que un acontecimiento brusco, inesperado, que nos toma por sorpresa, nos desestabiliza totalmente.” (Salomon Sellam)

“La Psicosomática Clínica (PC) es un todo. Estudia todas las influencias posibles de la mente, y a veces del alma, sobre el cuerpo, las células, los funcionamientos fisiológicos, los comportamientos psicológicos o psiquiátricos, entre otros. Está dominada por nuestro Inconsciente que podríamos dividir en varios elementos: Inconsciente individual (Freudiano), Inconsciente Familiar (transgeneracional), Inconsciente Colectivo (Jungiano), Inconsciente biológico y seguramente otros.

Tal como lo aprendí, la Descodificación Biológica pura, hace intervenir únicamente nuestro funcionamiento arcaico dominado por el Inconsciente Biológico. Por esto recibí muchas críticas cuando evocaba la psicología y el psicoanálisis al principio de mi carrera como descodificador.

Hoy, persisto y afirmo: nuestro inconsciente es un todo y no hace ninguna de estas distinciones. Cuando debe resolver una problemática psíquica, utiliza todo lo que tiene a su alcance para proteger al individuo. A veces solo la descodificación biológica es necesaria para hacer tomar consciencia, otras veces, le falta algo para lograrlo.

Dos casos de ejemplo:

Cáncer de pecho = Conflicto de nido, en relación con su marido, pero este último es el representante simbólico de su Padre (Complejo de Electra clásico).

Cáncer del páncreas = Infamia causada por su cuñado durante una comida familiar. Pero este episodio desencadenante está directamente en relación con su primer marido, doble simbólico de este cuñado. Además, ella no fue “defendida” por su segundo marido, lo que le recordó la falta de función protectora de su padre cuando era niña.
En los dos casos, nos hizo falta recorrer los caminos de la psicología a fin de ser más completo… para el bien de las dos pacientes.”

Dr. Salomón Sellam
(extracto de la revista “Les nouvelles Psychosomatiques” Feb 2011).

MÁS SOBRE EL SÍNDROME DEL FANTASMA O YACENTE.

El síndrome del fantasma, o síndrome del yacente ocurre como consecuencia de una muerte repentina, que suele ser traumática para la familia. Esto es difícil de aceptar, por lo que se crea un silencio sobre lo ocurrido, negando así el duelo. Incluso a veces la forma en que alguien muere se convierte en un secreto de familia.

Para comprender bien el síndrome del fantasma o yacente, tenemos que tener en cuenta, que un aborto también es una muerte, sea el aborto de la manera que sea. Además, hay muchos motivos diferentes por los que el duelo de una persona que ha fallecido puede quedar bloqueado.

Lo que ocurre, es que la persona que nace, hereda el inconsciente de la persona fallecida. Puede heredar conflictos, miedos, adicciones, enfermedades, etc. Va más allá de ser doble, porque de algún modo, la persona fallecida vive a través de la que nace. Diríamos que hay un cuerpo, pero dentro de éste hay dos mentes.

Ejemplo: Una mujer es alérgica al agua. Lleva al fantasma (es decir, tiene el síndrome del fantasma) de su bisabuela que murió ahogada en el mar.

SÍNDROME DEL FANTASMA
Estas son algunas características que puede tener el síndrome del fantasma o yacente:

– Una tristeza profunda. Suelen ser personas que “nacen tristes”.
– Sentimiento de no merecer placer.
– Sentimiento de “no vivo mi vida”, “somos dos”. Suele haber una división importante dentro de la persona, a veces, incluso tener gustos totalmente opuestos.
– La forma de dormir (sobretodo se ve en las siestas), suele ser muy tiesos, con los brazos en cruz, o manos unidas encima del vientre (como los muertos).
– Suelen ser personas que visten mucho de negro (a veces también blanco, pero por lo general no usan colores “vivos”.)
– De algún modo se sienten conectados a la muerte, a veces por el tipo de música que escuchan, por la forma de vestir, etc.

Esto son sólo algunas características, y no quiere decir que porque alguien vista de negro, tiene que tener el síndrome del fantasma o yacente. No obstante, cuando coinciden varias en una persona, es muy probable que sí lo tenga.

Hay enfermedades que son muy típicas del síndrome del fantasma o yacente. Aquí os pongo algunas de ellas:

– Arterioesclerosis Múltiple.
– Parkinson.
– Poliartritis reumatoide.
– Obesidad, sobrepeso. (Como hay dos se necesita más espacio).
– Discapacidad Pulmonar. (Para estar muerto no debo respirar).
– Muchos gases. (Señal de putrefacción, relacionado con los muertos).
– Bruxismo.
– Diabetes tipo 1.
– Apnea del sueño.
– Enfermedades mentales varias. (Ezquizofrenia, bipolaridad, etc.)
– Niños Hiperactivos, Asperger, TDA, Autismo.

Al igual que con las características, no siempre que alguien tiene alguna de estas enfermedades, es un yacente, aunque algunas de ellas van a coincidir en un porcentaje muy alto con el síndrome del fantasma o yacente.

YACENTES HORIZONTALES – HIJO DE SUSTITUCIÓN POR MUERTE PREVIA.

Son los llamados “hijos de sustitución”. Nace un niño, por ejemplo, se llama Juan, y muere. Después de la muerte de éste, nace otro niño y le vuelven a poner el nombre de Juan.

Los padres que ponen el mismo nombre del niño muerto al niño vivo, hacen que “Juan” (Fallecido), viva en la mente y el cuerpo de Juan (Vivo).
Es probable entonces, que el Juan vivo, nunca se sienta querido ni reconocido por su familia, por más afecto que reciba siempre habrá una carencia. El motivo es claro, todo lo que los padres le dan al segundo niño, inconscientemente se lo están dando al primero. El segundo no tiene identidad, ni siquiera nombre propio, hereda el de su hermano fallecido.

YACENTES HORIZONTALES – HIJO DE SUSTITUCIÓN POR ABORTO PREVIO.

Otra forma de yacente o fantasma horizontal, son los abortos.

Hablaremos de esta situación como si se tratara de un viaje. Metáfora bastante útil. Una mujer, concibe a un hijo, este momento de la concepción es como si el niño, comprara su boleto de avión. Tener este boleto, le permite permanecer en el aeropuerto (embarazo) y en el momento preciso, nacer (subir al avión).

Cuando hay un aborto (intencional, accidental, sugerido por el médico, etc, da lo mismo) es como si el niño, que ya compró su boleto y espera en el aeropuesto su hora de abordar, saliera por el pasillo rumbo a tomar el avión, y no hay avión.

Entonces el niño dice: ¿no hay avión?. Entonces aquí me espero.
Entonces, cuando la madre logra un siguiente embarazo, el nuevo niño ha comprado su boleto de abordaje y se topa con su hermano, aquel que está esperando un nuevo avión para abordar.
El hermano actual, invita al hermano en espera a que aborde con él el avión.
Esto no significa que nazcan dos bebés, no.
Nacerá un bebé, que vendrá cargando en su inconsciente a su hermano no nacido.

Explicándolo mejor, el inconsciente del bebé abortado, no desaparece. Automáticamente se instala en la mente inconsciente del siguiente hijo nacido. De esta forma, hay un bebé, pero dos mentes.

FANTASMA O YACENTE VERTICAL

El Fantasma o Yacente vertical se llama así porque se hereda de generaciones previas. Puede venir de la línea de los bisabuelos, abuelos o padres.

Ejemplo: Tus abuelos paternos, tuvieron una hija llamada Julia. Ella fue hermana de tu padre, claro. Pero esta niña muere muy pequeña cuando cae de un árbol al estar jugando. Toda la familia llora a Julia. La familia está desolada y jamás dejan de pensar en Julia.

Tu padre crece, se casa y cuando tú eres concebida, lo único en lo que piensa tu padre, es que ojalá seas niña para poder llamarte Julia. Y de esa manera, devolverle a su familia a la Julia que se perdió.
Cuando tú naces, te nombran Julia. Pero tú no eres una Julia independiente, no.
Eres la Julia que viene a sustituir a la Julia muerta, a ocupar su lugar, a satisfacer las expectativas de toda una familia. Vienes a suplantar a una muerta.

Otro Ejemplo:
Tu abuela materna, está embarazada de un hermano de tu madre, está inmensamente feliz porque por fin nacerá un varón, han sido puras hijas mujeres.
Ella prepara todo para el nacimiento de ese tan esperado niño, pero la abuela sufre una caída y ese bebé se pierde un 14 de Agosto.

Tu mamá crece, se casa y te concibe, sin darse cuenta, un 14 de Agosto.
Tú naces, 9 meses después, un 14 de mayo, y nadie toma conciencia de este hecho. Tú naces sintiéndote triste, como si cargaras a un muerto, como si tu personalidad no fuera tuya, confundido y deprimido sin razón alguna.
Es simple, traes cargando al fantasma de aquel tío, hermano de tu madre que no nació.

Este tipo de Yacentes, sólo es posible encontrarlos con el estudio del árbol genealógico. Buscando la relación entre fechas de fallecimiento y fechas de concepción.
Cuando tú eres doble de alguien por su fecha de fallecimiento, y ésta persona ha muerto ANTES de tu concepción, su inconsciente vive en ti.
Es decir, tendrás el fantasma o yacente de este antepasado.

A veces una persona puede mostrar los síntomas del síndrome de fantasma o yacente, y en el árbol no aparece ninguna relación con ninguna muerte.
Aquí deberemos investigar sobre la historia de la familia, pero con más detalles, porque el fallecido, puede tratarse de un amigo muy querido de la familia, de aquella nana que trabajó toda la vida con nuestros padres. Esto no es “lo común”. Pero existe y sucede.
Se trata de muertes impactantes para la familia, para el inconsciente familiar. Por lo tanto, en los casos en los que no haya relación con la muerte de un familiar, habrá que enfocarse en muertes impactantes de personas cercanas.
Accidentes en los que la familia estuvo involucrada, etc.

A través de: Comunidad Dragón Rojo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s