LA BIOENERGÍA APLICANDO MOVIMIENTOS SISTÉMICOS.

20369738_10203596337825518_3523767885704929788_oBIOENERGÍA Y MOVIMIENTOS SISTÉMICOS

La terapia de Bioenergía se complementa muy bien con los movimientos sistémicos.  A través del masaje de bioenergía entramos en contacto con partes muy profundas de la persona, sus miedos, sentimientos, emociones…, todo está grabado en sus células.  Una vez canalizada su energía y restablecido un orden, pasamos este trabajo a la parte más concreta y es representando la situación sobre el papel utilizando los muñecos.  Ahí la persona ve representada fuera de ella, con lo cual al tomar distancia puede “verlo”, la escena que ella emocionalmente está viviendo, sólo el reconocimiento ya es un movimiento sanador y no olvidemos que previamente hemos puesto ya orden, trabajando la energía y armonizando sus chakras.

Muchas personas me preguntan:  ¿Qué es la Bioenergía? ¿En qué consiste? ¿Desde cuando existe?…

Desde siempre!!!, es tan antigua como la vida misma, es la Energía de la Vida y consiste en retomarla de nuestra memoria ancestral y reaprender a utilizarla y a fluir con ella, a fluir con la vida…

Hace muchísimos siglos las personas vivíamos en armonía con Gaia (La Madre Tierra) y açun hoy en confines lejanos donde la civilización aún no ha “civilizado” lo suficiente, tribus enteras siguen las pautas y los ritmos de la Madre, están en armonía con Ella y respetan sus ciclos.

Cada uno de nosotros somos en sí mismo una pequeña Gaia, somos hijos de la Tierra, somos uno de sus frutos… pero lo hemos olvidado…, la Bioenergía nos ayuda a recordar, a sintonizarnos con nuestra memoria más antigua, a “sentirnos” y a respirar con toda la libertad que nos merecemos que es nuestra y que hemos ido ocultando bajo toneladas de preocupaciones, de condicionantes, de educación…, de sufrimiento…

La Bioenergía es simplemente reaprender de nosotros mismos y utilizar lo que ya tenemos y no recordamos…

Recordad… Si habéis tenido hijos o los tenéis ahora… son chiquitos… ante una caída, un arañazo, un susto… ¿No habéis abrazado, acariciado y no habéis susurrado en sus oídos palabras amorosas, calmantes, dándoles amor y confianza y permitiendo que expresen cualquier sentimiento que sientan? ¿No habéis soplado sobre una heridita? ¿No los habéis abrazado?…

Esos son recuerdos ancestrales impresos en vuestras almas de hace siglos cuando se sanaba utilizando las propias energías de cada cual y se estaba en sintonía con las Leyes del Universo, las mismas que utilizan aún hoy en día los Sanadores, Chamanes, Brujos (en el buen sentido). TODOS SON SANADORES, pero lo más hermoso es que cada uno de nosotros SOMOS SANADORES DE NUESTRA PROPIA VIDA.

El Sanador, Terapeuta o Acompañante (a mi personalmente me gusta Acompañante porqué eso es justamente lo que hacemos: ACOMPAÑAR) Somos unicamente el vehiculo que la Vida pone a nuestra disposición para que a través de él o ella, podamos conectar con nuestra esencia, con nuestro YO y así pasamos a ser Sujetos Activos en lugar de seguir siendo Sujetos Pasivos, pasamos a ser totalmente responsables conscientemente de Nuestra Vida.

La Bioenergía y quien la practica nos acompaña a recorrer el camino por nuestro interior e ir conectando y reconectando con todos y cada uno de nuestros chakras o centro energéticos, nos ayuda a encontrar la llave de todas y cada una de esas puertas…, la 1ª…, la 2ª…, la 3ª puerta…, la 4ª… la 5ª…, la 6ª… y por fín la 7ª puerta… Ahí ya somos lo que siempre hemos sido y nos convertimos en la 7ª Llave porqué ya somos nuestra Totalidad.

Vivimos tiempos convulsos que nos afectan a tod@s de diferentes maneras, unos a nivel más terrenal y físico y a otros a niveles más de conciencia en general, pero ninguno es mejor ni peor que el otro, cada cual vive como le toca vivirlo aún que no lo sepamos o no entendamos…

La vida siempre tiene la respuesta y esa respuesta está en nosotros porqué nosotros somos Vida, sólo hay que buscarla… De ti depende…

Hemos nacido para ser felices y estar sanos, pero nos han hecho creer que la vida es sufrimiento y que cuesta lágrimas…, deberíamos aprender a bailar la danza que la vida pone ante nosotros, a sintonizar con su música y a sacar lo positivo que toda situación esconde…  Una vez hemos finalizado la primera parte del trabajo, la información recibida a través del masaje, pasamos a plasmar los movimientos sobre nuestro plano, con los muñecos elegimos uno para el consultante y los que considere el Terapeuta para el o los chakras/emociones que haya percibido más nececesarios.  Y ahí con los  movimientos de los muñecos, con las emociones que la persona percibe a nivel consciente, vamos sanando al hacer consciente lo que estaba inconsciente.  La mayoría de las veces el cliente conoce las respuestas aunque no sea consciente, pero al verlo sobre un escenario y “sentir”, el velo cae, el movimiento se inicia…

Ese es el fin de una sesión muy completa.

GEMMA FERNÁNDEZ GARCÍA (Terapeuta en Bioenergía y Facilitadora en Constelaciones Familiares)

Si quieres… puedes…

Gemma Fernández García

Terapeuta-Acompañante en tu camino hacia ti mismo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s